anterior   aleatorio / random   subir   inicio / home   siguiente / next

          OCASO

Negros nubarrones invaden el alma
con fuertes tormentas al anochecer;
se siente la lluvia, se pierde la calma
y no hay ilusiones al amanecer.

Se fueron los años cual rayos fugaces
que daban destellos en la juventud;
se acabaron frutos en tierras feraces
quedando chamizos de la senectud.

Las flores de mayo de hermoso jardín
perdieron su encanto con real presteza;
se fueron aromas del nardo y jazmín
quedando en el huerto tan solo tristeza.

El roble que daba a todos su sombra
perdió el follaje y no da  cobijo;
voló el jilguero, el toche y la alondra
quedando en las ramas tan solo su nido.

El invierno crudo azota la mente
con su frío intenso y desolación;
se siente el olvido de toda la gente
si falta dinero no hay comprensión.

La luz que lucia con  tanto esplendor
se va extinguiendo en el firmamento
quedando tan solo destellos de amor
en pocas personas de buen sentimiento.

Héctor José Corredor Cuervo


subir   poema aleatorio   Héctor José Corredor Cuervo   siguiente / next   anterior / previous