anterior   aleatorio / random   subir   inicio / home   siguiente / next

        FAUNA LÍRICA

Hembra firme, sin macho, virgen bajo la selva,
y rítmicamente fina, voluptuosamente,
caminando lasciva con paso de culebra:
hecha del barro blanco con que se hacen los dientes,
con concurso de elásticos de apretadas almendras
y florido tamaño de árbol adolescente.

Hembra de azul guarida, faunesa de la selva
(Todos te ignoran, pero ¿yo necesito pruebas?

¿He de buscar el libro que no sabe de sueños?
¿He de poner en duda la palabra del trébol?
¿Han de importarme acaso las protestas de Octavio
si colgado en mis barbas me rezonga ¡mentira!
Y me busca querella por mis ochavos nuevos?)

Hembra de azul guarida, faunesa de la selva,
nadie te ha visto, pero aquí alumbran tus señas,
aquí queman y muerden como brasas tus huellas,
aquí está la hojarasca como revuelto lecho
y aquí está la ceniza donde ardieron tus piernas.

Ninfas que nadie ha visto, pero que sin embargo
(¿He de tener en cuenta las razones de Braulio
si me aturde la oreja porque lo que yo digo
no figura en los libros ni lo dicen los sabios?) 

Ninfas que nadie ha visto, pero que sin embargo
en las lunas crecientes abren como corolas,
blanca la indefinible cucharada de sales
y dislocado el tenue talle como una soga.

autógrafo

Juvencio Valle


subir   poema aleatorio   Tratado del bosque (1932)   siguiente / next   anterior / previous