Piedad Bonnett (1951)



Menú de poemas por TÍTULO y primer verso



Luis Alberto de Cuenca autores Luis Antonio de Villena




¿A dónde va el deseo

A la hora de la siesta

A qué llorar, me digo

ABISMOS

AGUJERO NEGRO

Al padre le han extraído la laringe

ALGO HERMOSO TERMINA

Aquel hombre con su limpieza rústica

Aquí dijiste

Aquí golpeaba airadamente el padre sobre la mesa

ARMONÍA

ASEDIO

BIOGRAFÍA DE UN HOMBRE CON MIEDO

Callan de pronto los abrazos

CANCIÓN

CANCIÓN DEL SODOMITA

CANCIONES DE AUSENCIA

CERTEZA

Como un depredador entraste en casa

Como un regalo acepto tu silencio

Con el estiércol que arrojan a mi patio

Con qué cuidado

Condenada a ser sombra de tu sombra

CONFESIÓN

CONTABILIDAD

Creí que un gran dolor desplazaría

Cuando el dolor ha triturado ya el último hueso de mi noche

Cuando papá en un ataque de rabia mató al gato

CUESTIÓN DE ESTADÍSTICAS

DE CÍRCULO Y CENIZA

De niña me fue dado mirar por un instante

DEL REINO DE ESTE MUNDO

Desde el automóvil —la luz en rojo—

Desde la estantería

Desde la ventanilla del viejo bus

DESGARRADURA

DESOLACIÓN

Duélete

El debe y el haber

EL FORASTERO

El poeta

En ciertas ocasiones

EN CONSIDERACIÓN A LA ALEGRÍA

Entre la blanca luz

Escucha, amor

Ese sonar de aldabas me levantó del sueño

Exacto y cotidiano

Fueron veintidós, dice la crónica

Hablo

Han izado el amor. Lo están clavando

Hasta el fondo del vaso

Hijo mío, me duelen las herencias

Intentamos

La bestia yace rígida y hendida

LA ESPERA

La luna brilla con ese furor ciego

LA LUNA LLENA - PARA GRETEL WERNHER

LA MUY PERRA

La noche, oscura loba, golpea las ventanas

LA TRISTEZA DE MI CUERPO

LABERINTO

LAS CICATRICES

LAS HERENCIAS

LO DEMÁS ES SILENCIO

LOS ESTUDIANTES

Los hombres tristes ahuyentan a los pájaros

LOS HOMBRES TRISTES NO BAILAN EN PAREJAS

Los saludables, los briosos estudiantes de espléndidas sonrisas

MADRE E HIJO

Mi noche es como un valle reluciente de huesos

Mi padre tuvo pronto miedo de haber nacido

Mientras escribo este verso

MINOTAURO Y DESNUDO

MURCIÉLAGOS

No hay cicatriz, por brutal que parezca

No me culpes

NOCTURNO

NOCTURNO

NOSTALGIA DE LO IMPOSIBLE

Nunca fue tan hermosa la mentira

OFERTORIO

Oh poderoso minotauro

Otra vez ha llegado el arrogante amor sin anuncio

Otra vez sales de mí, pequeño, mi sufriente

Otra vez vuelvo a ti

Otro vendrá. Ocupará tu lugar se beberá tu aire

Oye cómo se aman los tigres

Para tus ojos

Pido al dolor que persevere

Porque eres ave que girando en rebeldía

PRECISAMENTE

PROCESO DIGESTIVO

RECICLANDO

REGRESO

RELIQUIAS

REVELACIÓN

ROMANCE

ROSAS

SAQUEO

SEÑALES

SOLEDADES

TAREAS DOMÉSTICAS I

Tenía miedo de tu miedo

Tías siempre observadas

Tu boca viene a mí, solo tu boca

TU NOMBRE

VOCACIÓN DE QUIETUD

VUELTA A LA POESÍA

Y de repente, esta vocación de quietud

Ya he comido mi sopa de clavos, mi pan de munición